lunes, noviembre 21, 2005

Algo de perspectiva histórica

Dicen que era 1 de Junio de 1858 cuando en una reunión de la Sociedad Linneana el mundo conoció la teoría de Darwin y Wallace que establecía a la selección natural como mecanismo de la evolución de las especies. Curiosamente los asistentes a esa reunión (entre los que no se hallaba Darwin pues estaba enterrando a un chamaco, ni Wallace pues estaba en Extremo Oriente) no mostraron signos de haber comprendido la relevancia del acto al que concurrían.

Dos añitos después las cosas habían cambiado. En el interín Darwin ya había publicado On the Origin of Species by Means of Natural Selection, or the Preservation of Favoured Races in the Struggle for Life, por lo que la siguiente reunión científica donde se discutió el tema de la teoría de la evolución de Darwin y Wallace fue más movida. He aquí un extracto de cómo estuvo, cortesía de Bill Bryson de su libro Una breve historia de casi todo.


El enfrentamiento se produjo el sábado 30 de junio de 1860 en una reunión de la Sociedad Británica para el Progreso de la Ciencia, en Oxford. Robert Chambers, autor de Vestiges of the Natural History of Creation (control_zape: otro libro muy polémico sobre la evolución) había instado a asistir a T.H. Huxley, que desconocía la relación entre Chambers con ese libro polémico. Darwin no asistió, como siempre. La reunión se celebró en el Museo Zoológico de Oxford. Se apretujaron en el recinto más de 1000 personas; hubo que negar acceso a centenares más. La gente sabía que iba a suceder algo importante, aunque tuvieran que esperar antes a que un soporífero orador llamado John William Draper, de la Universidad de Nueva York, dedicase valerosamente dos horas a exponer con escasa habilidad unos comentarios introductorios sobre "El desarrollo intelectual de Europa, considerado en relación con las ideas del señor Darwin".

Finalmente, pidió la palabra el obispo de Oxford, Samuel Wilberforce. Había sido informado (o así suele suponerse) por el ardiente antidarwiniano Richard Owen, que había estado en su casa la noche anterior. Como casi siempre ocurre con acontecimientos que acaban en alboroto, las versiones de qué fue exactamente lo que sucedió varían en extremo. Según la versión más popular, Wilberforce, cuando estaba en plena disertación, se volvió a Huxley con una tensa sonrisa y le preguntó si se consideraba vinculado a los monos a través de su abuelo o de su abuela. El comentario pretendía ser, sin duda, una ocurrencia graciosa, pero se interpretó como un gélido reto. Huxley, según su propia versión, se volvió a la persona que estaba a su lado y murmuró: "El Señor le ha puesto en mis manos", luego se levantó con visible alegría (control_zape: conociendo a T. H. Huxley por un momento pensé que había madreado a sillazos al obispo).

Otros sin embargo, recordaban a Huxley temblando de cólera e indignación. Lo cierto es que proclamó que prefería declararse pariente de un mono antes que de alguien que utilizaba su posición eminente para decir insensateces, que revelaban una profunda falta de información en lo que se suponía que era un foro científico serio. Semejante respuesta era una impertinencia escandalosa, así como una falta de respeto al cargo que ostentaba Wilberforce, y el acto se convirtió inmediatamente en un tumulto. Una tal lady Brewster se desmayó. Robert FitzRoy (control_zape: el capitán de el Beagle), el compañero de Darwin en el Beagle de 25 años atrás, vagaba por el salón sosteniendo una biblia y gritando: "El Libro, el Libro". (Estaba allí para presentar un artículo sobre las tormentas en su calidad de director de un Departamento Metereológico recien creado). Curiosamente, cada uno de los dos bandos proclamaría después que había derrotado al otro.
Después de ver lo de la Junta Educativa de Kansas es notable que la discusión de los cretin... digo creacionistas, a 145 años de comenzada, sea la misma.

ps. Si esta bosta se les hizo muy académica y aburrida los invito visitar kansasmorons.com.

2 comentarios :

Kix dijo...

Ahhh el ser humano, tan soberbio, como siempre. Tan ignorante también...

IS dijo...

A mí me gustó mucho la bosta de hoy!
Me imagino todo el revuelo de la posición de Huxley y todo el tremendo show jeje
Saludos
Sam