viernes, junio 29, 2007

Jilguero en mi chamba

Hace poco un comentarista propuso que me diera un tiro pues "racionalmente (sic) mi vida carece de sentido". Estuve de acuerdo en lo del sinsentido pero no en lo de que eso fuera motivo para despedirme prematuramente de la existencia.

No volví a acordarme de la propuesta hasta que llegué hoy a la chamba y me encontré con un DBA tempranero que luego de prender su máquina soltó unos berridos cursilísimos. Cantaba que por favor, alguien lo matara suavemente. Con un inglés que sonaba como el que enseñan en el CNI Campus Metro Popotla.

Como alternativa a arrojarme por una ventana, en casos como este le envidio las uñas (qué joto sonó eso) al oso bipolar de kabeza. En este caso serían útiles para atender la petición del DBA.

5 comentarios :

Jouleman dijo...

El oso Bipolar es la neta

Lupe dijo...

Jajajajajaja. Esos cantores optimistas son una calamidad, recuerdo el cuate que estaba formado atrás de nosotros el día de la instalación de Tunick, que no hablaba... para comunicarse con sus cuates toooodddoooooo lo cantaba!!! que horror!!! la salvada que nos dieron los Changuitos al meternos a su fila!

AndreaLP dijo...

Jajaja, a veces hay que actuar en consecuencia.

Buen finde, Héctor.

Antonio dijo...

Había un cuate en la prepa que siempre estaba cantando. Cuando se me acercaba yo siempre le decía: ¿Quién te está torturando Agustín? ¿Por qué esos lamentos tan terribles?

Un Abrazo

Kix dijo...

Nada peor del que ponía Mocedades en mi anterior chamba...