lunes, mayo 05, 2008

Diálogo entre novatos vidrieros del metro


- Ya te volviste a cortar.

- Seh.

- Alguien se puede desmayar. Límpiate la sangre.

- Nel... me gusta como se ve la sangre escurriendo.

4 comentarios :

Lupe dijo...

La bosta de hoy no me gustó. Que imágen tan fea, pobre gente
que se conforma con vivir así.

Ribozyme dijo...

Anduve de puente en el DF, pues ya estaba en franco síndrome de abstinencia de smog. Tuve suerte y en mis andanzas en el metro no me tocó ver "showpeople" de esa especialidad (aunque sí me tocó un corte eléctrico de casi 10 minutos entre Tlatelolco y La Raza, cosa que nunca me pasó en los casi 10 años que viví allá. Es bastante angustiante quedarse a oscuras en un tren que deja de funcionar por completo, echando especialmente en falta los ventiladores).

Roland dijo...

Oh, yo una vez pasé desde General Anaya al Toreo (casi toda la línea 2) escuchando a una predicadora de voz chillona hablar sobre Jebús.

Cuando ibamos por Popotla, yo rogaba por la dulce liberación de la muerte (de la ñora, no la mía).

Saludos.

Ribozyme dijo...

Lo bueno es que cuando hay predicadorsuchos, de esos que promueven mitologías ya de por sí bastante aceptadas, llegan los vendedores de CDs piratas y con su ruidazo interrumpen al individuo en cuestión. Es tan fuerte la música que traen, que incluso bloquea por completo la audición de música con audífonos. Yo siempre paro mi iPod cuando se suben al carro en que voy. Algún aspecto positivo habrían de tener los contaminadores auditivos que abundan en el metro.