jueves, enero 31, 2008

Así hablaba Ibargüengoitia

Si se sale del metro en el Zócalo hay que darle la vuelta a la catedral para llegar a República de Brasil. Una vez ahí, se debe caminar hacia el norte 3 cuadras y exponerse a que gente muy rara se acerque murmurando en la oreja de uno:

- Notas, facturas, documentos ¿qué buscas, amigo?

La ordalía en esta parte del centro histórico del DF lo vale, pues pasando la antigua escuela de medicina, a un costado de la iglesia de Santo Domingo, está la Coordinación Nacional de Literatura en el número 37, que es una casona en cuyo patio está esto.



Yo me enteré leyendo defecito.com de que para conmemorar el aniversario 80 del nacimiento de Jorge Ibargüengoitia se montó una exposición documental. Breve pero sustanciosa.

1. Hay fotos que creo que si Ibargüengoitia estuviera vivo para contemplarlas sería el primero en decir que nomás sirven para "hacer reflexiones amargas e inútiles sobre la caducidad de la vida".



2. Hay Ibargüengoitismos.


3. Hay material hemerográfico.


Ni sabía que había película.


Snif

4. Y lo mejor de todo: hay una conferencia que Jorge Ibargüengoitia dió en un ciclo llamado "El narrador frente al público" en 1966. Me la he traido por cortesía de

a) la fonoteca de la Coordinación Nacional de Literatura, y
b) mi Palm

(dedíquenle tiempo, dura 65 minutos)

He aquí su conferencia en donde habla de sus obras de teatro y su primera novela Los Relámpagos de Agosto.

Y la sección de preguntas y respuestas. Noten como Ibargüengoitia cagotea a un crítico de Relámpagos de Agosto que ni la había leido. Escuchen también lo que comenta sobre Las Muertas en la que estaba trabajando en ese momento.

pd1. El tono pausado y claro de Jorge Ibargüengoitia me recordó muchísimo el que usaba Hugo Argüelles. He oido a algunos referirse a ese sonsonete como "didáctico". Yo estoy de acuerdo. Ese tono es el que usa cualquiera que tiene presente lo fácil que es que otro no entienda ni madres de lo que uno dice. Por lo tanto para evitar enojosos malentendidos hay que hablar como si el otro fuera pendejo.

pd2. Jorge Ibargüengoitia rulea.

pd3. Vayan pues de 10:00 a 15:30. Va a estar hasta abril.

lunes, enero 28, 2008

Maussan la cagotea revirando. Otra vez.

Ya habíamos comentado, avezados lectores, gracias a los de la Sociedad Astronómica Julieta Fierro en SLP, que Jaime Maussan es pésimo revirando. Yo tengo la hipótesis de que eso se debe a que el seudoperiodista carece de sentido del humor. Cualquiera que se indigne por ver una piñata de sí mismo tiene que ser muy idiota.

Las deficiencias para revirar de Maussan han vuelto a ser evidentes con el caso de la foto del marcianito verde. Lo más notable del asunto es que con quien sacó el cobre esta ocasión, no fue con una sociedad de divulgación científica, sino con una conductora de Televisa.

Vean.





pd. Para saber más sobre las ridiculeces de Maussan respecto a lo de la foto "del humanoide marciano" échenle un ojo a este post de Andrés Tonini (Maussan mete la pata por el "Pie grande" de Marte) y el otro ojo échenselo a este post de Martín Fragoso (¿UNA SIRENA EN MARTE?).

domingo, enero 27, 2008

Los de Fruno apestan

¿Qué es eso de Fruno? Son unos fulanos situados en Horacio 712, Polanco, México D.F. que dicen que reparan teléfonos Sony Ericsson.

¿Por qué apestan? Por esto.

viernes, enero 25, 2008

Liga revolucionaria

El ejercicio más reciente de metatextos consistía en inspirarse en el comic de Alan elmejorescritordecomicexistente Moore, The League of Extraordinary Gentlemen, para elaborar una liga local usando personajes de literatura nacional.

Por ser oriundo de estas latitudes me decidí por hacer una liga que incluyera a

1. Demetrio Macías de Los de Abajo de Mariano Azuela,

2. José Guadalupe Arroyo de Los relámpagos de Agosto de Jorge Ibargüengoitia, y

3. Ambrose Bierce de Gringo Viejo de Carlos Fuentes.

Ahora bien, ya que uno tiene un trio de revolucionarios peleoneros ¿contra quién los iba a echar a pelear? ¿Contra ellos mismos? Nah, muy facilón y además en 300 palabras no hay espacio para hacer lo que se hace en todos los crossovers: los personajes se conocen, no se caen bien, se lían a bofetadas y al final se juntan para hacer frente a un enemigo común. Mejor saltarse el preámbulo e ir directo a narrar su mejor momento: batallando ya contra el enemigo. ¿Pero quién sería el enemigo de esos tres?

Ayer en la mañana se me ocurrió quién sería la antagonista y tan pronto lo tuve claro, escribí uno de los textos que más me ha divertido hacer. No sé si sea bueno pero si sé que me tuvo con una sonrisota mientras lo tecleaba.

Léanlo y me dicen que les pareció.

pd. Mis favoritos en esta ocasión fueron los textos de María, el de Beam y el de Rox.

miércoles, enero 23, 2008

Ignoraba que diosito viera cine

De El Universal

La Iglesia Baptista de Westboro (WBC) difundió un comunicado en su página de internet donde anuncia los planes de armar una protesta fuera del funeral del actor Heath Ledger, a quien culpan por promover la homosexualidad en la cinta Secreto en la montaña.

"Heath Ledger pensó que era divertido desafiar a Dios Todopoderoso y sus planes para este mundo; Dios odia a los maricas; Dios odia a la cinta vomitiba de nombre Brokeback Mountain y odia a las personas que tengan algo que ver con ello", publicó en el comunicado la WBC.

"Heath ahora está en el infierno y ha comenzado a servir su eterna condena", finaliza la Iglesia."
Este disparate fue traído a ustedes por el pastor Fred Phelps. Cuya feligresía es conocida por éxitos de comedia involuntaria como DiosOdiaALosSuecos, DiosOdiaALosIrlandeses y DiosOdiaATuMamáTambién.

pd. Gracias a todos por los abrazos en la bosta previa. Fueron muy bienvenidos.

lunes, enero 21, 2008

Se murió mi cuate el cerdo


Álvaro Bello Zamilpa. Así se llamaba mi cuate el cerdo. Era mi mejor amigo. Nos conocimos en prepa hace más de 20 años. No sería quien soy sin la impronta de Álvaro.

Álvaro era pésimo en ajedrez. Siempre que jugábamos era porque él insistía.

- Ahora sí te voy a ganar – prometía.

- Me vas a hacer perder el tiempo, siempre regalas las piezas y luego te ando correteando por todo el tablero – vaticinaba yo.

- No, ahora no voy a regalarte ni una pieza.

- Órale pues.

Cinco minutos después él ya había perdido 2 alfiles, 1 caballo, 1 torre y un chingo de peones a cambio de 1 caballo y 2 peones míos. Su reina estaba en una esquina acorralada. En este punto había que poner atención porque el muy cabrón buscaba que uno quedara tablas. Me obligó a aprender a hacer mates rápidos.

Así era con Álvaro: en cualquier ámbito que uno conviviera con él se aprendía algo.

Era un erudito. Coleccionaba diccionarios, enciclopedias y almanaques. Todos los días compraba 6 períodicos. Los sábados y domingos esa cuenta llegaba a 9 pues le interesaban los suplementos de fin de semana de otros períodicos. Los voceros del centro de Cuernavaca lo van a extrañar.

Cuando nació Constanza, Álvaro compró chingomil periódicos más.

- Dáselos a tu hija. Para que sepa qué pasó el día en que nació – me dijo entregándome 6 kilos de papel. Constanza conserva aún su primer regalo.

Álvaro fue mi testigo para mi trámite matrimonial y el de registrar que Constanza es mi hija. Fue el primero en enterarse de mi decisión de mandar el ITESM a la verga antes de terminar la carrera. También se enteró bien pronto cuando Constanza venía en camino y yo estaba cagado de susto.

En ninguna ocasión abrió la boca para decirme que estaba bien o que estaba mal. Sólo me escuchaba. Y me brindaba su apoyo fuera cual fuera la decisión que yo tomará.

Después de conocer a la lupe me dijo:

- Con esta si estás contento. Con las anteriores nomás lo parecías.

La casa de Álvaro fue donde nació Libre Pensar. No lo digo porque ahí entrara a abrir mi cuenta de blogger por primera vez. Lo digo por que ahí encontré el primer lugar donde podía yo decir lo que pensaba. Libremente. Sin ningún tipo de censura. Porque ahí estaba Álvaro.

Nos pitorreábamos de todo. De nosotros mismos para empezar. Con él aprendí que si no te puedes reir de tí mismo no importa cuánto sepas, siempre serás un pendejo execrable e irremediable.

Cada vez que yo me metía en un pedo enorme (hace unos 15 años eso pasaba seguido) mi pensamiento feliz para salir de la bronca era el siguiente: "cuando le cuente a Álvaro esto que me está pasando nos vamos a reir mucho." Creo que estoy vivo y completo por eso.

Cuando descubrió a Cioran, me lo presentó.

- Mira este títulazo: Aciago Demiurgo – me dijo.

- ¿No es eso un plenoasmo? - dije yo después de reflexionar un momento.

- Sí. Pero es uno muy bueno.

Álvaro podía venderle refrigeradores a los esquimales. Sin tener educación formal en periodismo o producción editorial (jo, qué risa nos daba a los dos esa frase: educación formal), un día se presentó en La Unión de Morelos y convenció a sus dueños que Cuernavaca era una ciudad muy cosmopolita y que el periódico necesitaba una sección en inglés. Se la dieron y durante los siguientes meses estuvo muy contento haciendo 8 páginas de un periódico en inglés. Cuando los dueños se dieron cuenta que Cuernavaca será muy cosmopolita pero que no había nadie que le interesara comprar ni un centímetro cuadrado de publicidad para la sección en inglés, no corrieron a Álvaro, sino que lo hicieron responsable de varias secciones. Le hubiera tumbado el trabajo al editor si no se aburre antes.

Cuando caminábamos por el centro de Cuernavaca a cada centenar de pasos se detenía para saludar a alguien. Si se hubiera lanzado a la alcaldía de Cuernavaca yo creo que aseguraba más votos que los que les dieron a los últimos alcaldes piteros.

En una de nuestras últimas pláticas -celebrando la salida de su enésima hospitalización con pronóstico reservado- le dije que si se moría no me iba a poner triste. Me iba a poner muy encabronado pues tolero mal el desperdicio. Álvaro me dijo que lo entendía y que él estaría en las mismas si los papeles se invirtieran.

Nos mandamos a la chingada dos veces en 20 años. La siguiente vez que nos veíamos se nos había olvidado. Pensábamos que uno iba a enterrar al otro pero ese evento lo visualizábamos para después de que yo cumpliera 100 y él 102. No yo 34 y él 36.

Su comida y bebida eran monotemáticas e indigestas. Por eso se puso cerdo y creo que por eso se quedó sin hígado, lo que en última instancia lo mató.

El contenido de sus sesos no era monotemático. En absoluto. Fuí muy afortunado por ser su amigo. Está en mi top 5 de mejores cosas que me han ocurrido.

No obstante, a partir de ahora, cada vez que esté en el centro de Cuernavaca la ciudad ya no me parecerá ni tan brillante ni tan alegre.

pd1. Va desde aquí mi cariño y mi solidaridad para la mamá de Álvaro y la tía Jovita. Las veré otra vez pronto.

pd2. Las lágrimas que derramé fueron a dar sobre el teclado mientras escribía esto. En el funeral no me salió ninguna pues comprendía que estaba yo ante un cascarón cuya única vida eran bacterias dándose un festín. Mi cuate nomás está en la cabeza de los que lo conocimos. Y en una medida muy, muy breve e insuficiente, en este post.

pd3. Durante la misa un sacerdote habló de regocijo porque el alma de Álvaro está ante diosito. Ni él ni yo creíamos que tales cosas como almas y diosito existieran. Pero si me equivoco, estaría dispuesto a regocijarme imaginándome a Álvaro sacándole canas verdes de coraje a diosito con base en pura mayeútica.

sábado, enero 19, 2008

Frases ateas para toda ocasión

Navegando por Science Blogs me encontré una lista de 50 frases ateas.

Traduje las que más me gustaron.

3. El diseño inteligente provoca que mi chango llore.

5. Hay una RAZÓN por la que los ateos no estrellan aviones en edificios.

6. "Ríndeme culto o te torturaré eternamente. Ten un buen día." Dios.

7. Dios no mata a la gente. Gente que cree en Dios mata a la gente.

13. Yo no confiaría en tu Dios incluso si existiera.

15. La gente que no quiera que se pitorreen de sus creencias no debería tener creencias tan piteras.

21. Dios no existe. Eso quiere decir que nadie te ama.

23. Pregunta: ¿Cómo sabemos que el Espíritu Santo es católico?
Respuesta: Por que no usa condón.

32. ¿Si Dios quería que la gente creyera en él entonces para qué inventó la Lógica?

33. Rezar es esquizofrenia políticamente correcta.

35. ¿Qué día de la semana hizo Dios a los fósiles?

38. ¿Si estamos hechos a Su Imagen entonces porqué no somos invisibles?

40. ¿Cómo puedes decir que no crees en la evolución si ni siquiera puedes definirla?

48. Dios no está disponible ahora ¿En qué puedo ayudarte?

50. Sin dioses. Sin muletas.

jueves, enero 17, 2008

De cicerone en Cuernavaca

Cuando llevo a alguien a Cuernavaca y me pregunta ¿qué hay que ver aquí? recurro a una lista de opciones para visitar cuya principal ventaja es que en una sóla tarde se recorre dejando al que pregunta agotadísimo y sin ganas de seguir turisteando.

I.

La catedral tiene dos rasgos notables; uno es que impresionó a alguien en la UNESCO pues tiene una plaquita diciendo que es Patrimonio de la Humanidad, característica que comparte con otros 13 monasterios repartidos alrededor del Popocatepetl. El otro rasgo notable es que siempre está a la mano el mecate con el que suenan las campanas. No tienen la misma sonoridad que las de la catedral en el DF pero si se repican en la madrugada se avientan un quienvive con el reggaetón de los antros del centro.

El lugar es aburridísimo -como todas las catedrales- por lo tanto uno puede animar al visitante contándole la anécdota de que las visitas al campanario se clausuraron cuando una holandesa idiota decidió que era buena idea suicidarse aventándose desde ahí. Lástima, pues la vista del centro de Cuernavaca desde el campanario era de las mejores que he contemplado.

II.

El museo Cuauhnahuac aka Palacio de Cortés tiene un montón de trastos viejos como todos los museos. Lo chido es que está construido como fortaleza y siempre está fresco adentro. Es un buen lugar para reponerse del calor y sol apendejantes de Cuernavaca. Una visita obligada si uno no quiere compartir el semblante de zombie de los nativos.

Tiene también un mural de Rivera que ha de haber pintado con prisa pues es el mural más pinche que he visto de él.

III.

Otro lugar lleno de trastos es la casa Brady. Es parte del cuerpo de edificios de la catedral. Aquí uno puede contemplar el abigarramiento de un gringo que se conseguía trinquetes en sus viajes por todo el mundo para adornar su casa de Cuernavaca.


Hay unas hojitas explicativas de lo que uno está viendo colgando en las paredes. Muy útiles para evitar confusiones. Por ejemplo esto de aquí, que parece batea con pito,


es un achicador de canoa maorí.

IV.

A estas alturas el visitante debe estar ya agotado. Si no es así uno puede recurrir a una última visita que seguro noquea al turista más entusiasta.


El salto de San Antón es una caída de agua de 40 mts de altura... bueno era de pura agua hace unos 500 años. Ahora es una caida de agua, meados y mierda de los cuernavaquitas que creen que las barrancas de Cuernavaca son su sistema de drenaje profundo.


Aquí uno puede encontrarse el único rincón lovecraftiano de Cuernavaca. Los prismas basálticos. Cuando los miro volteado de cabeza me acuerdo de Las Montañas de la Locura.

Y Ya. En este punto el visitante debe estar llorando por irse a echar a una cama o regresarse a su lugar de origen.

martes, enero 15, 2008

Pitorreo de banqueta

1. Aquí además de ambiciosos enseñan inglés.



2. Hasta ahora me entero que las tortas que he comido son imaginarias.



3. Estos de aquí concursan para ver quien mete más disparates en una sóla frase.



4. Estos títulos están de risa loca. ¿Qué hay que actualizarle a la metafísica? Todos los autoproclamados expertos en metafísica alegan las mismas burradas de hace siglos.



5. Magufería para sanangelinos despistados.


viernes, enero 11, 2008

Material para agregar al Borges de Bioy


Estaba abriendo la boca hace dos semanas en Gandhi y me encontré un libro que compite en tamaño con cualquier biblia (incluyendo a la Guadalupana que es monstruosa). Lo hojeé y me dí cuenta que estaba leyendo los diarios de Bioy Casares sobre su cuate Borges. 1600 páginas. Mis cuates quizá no sean tan ocurrentes como Borges pero aunque lo fueran no veo cómo les podría dedicar yo más de dos cuartillas.

Cerré el libro y contemplé la portada: un Borges que aún veía la cámara sentado junto a un jovensísimo Bioy. Entonces noté algo que, estoy seguro, no escribió Bioy sobre Borges.


Borges era el doble gordo del tío Gamboín.

pd. He etiquetado esta bosta como "mis senseis" pues leo a Borges no porque me entusiasme como escribe sino para tener presente como no deseo escribir. Mis opiniones sobre la escritura de Borges las aventé en un ejercicio del mes pasado de Metatextos inspirado en Tlön, Uqbar, Orbis Tertius.

jueves, enero 10, 2008

El BioMeridian

En noviembre pasado platicaba de unos que me encontré en una feria de fertilidad y que se dedican a vender un tratamiento curalotodo llamado Sistema Bio Energético BioMeridian.

Recuerden, avezados lectores que de acuerdo a la que estaba atendiendo el stand, el BioMeridian es un aparato que obtiene los desbarajustes energéticos del organismo mediante un sofgüer que también sirve para programar unos frasquitos con agua para que el paciente se los tome y alcance de nuevo su armonización energética con el universo.

Investigué más al respecto. No para ahorrarme una abertura de bolas para reconectar mis conductos deferentes usando los servicios de los del BioMeridian, sino porque el aparato de marras estaba anunciado como avalado por la FDA y quería abundar al respecto.

En el post de noviembre decía yo que no había hallado referencia a su aparato milagroso en el sitio de la FDA. Pensando en que quizá mi búsqueda no fuera rigurosa escribí a info@proyectatuser.com solicitando información sobre las certificación que la FDA otorga al BioMeridian.

Recibí un correo de una Desireé R. C. Backmann en el que me anexaba el siguiente GIF.



Con esa información fui otra vez al sitio de la FDA y encontré que efectivamente la Food & Drugs Administration tiene registrado al BioMeridian. Pero nomás dice que el BioMeridian no va a electrocutarlo a uno cuando lo use, pues no es otra cosa que un medidor de resistencia eléctrica de la piel o un Galvanic Skin Response Device.

Youtubeé "Galvanic Skin Response" y encontré este video que hizo que enarcará mis cejas escépticas pues el discurso de los del video sonaba igualito de pseudocientífico que el de la guera del BioMeridian en la ExpoFertilidad.

Puse entonces en Google "Galvanic Skin Response Device" y encontré varios links (como este) que documentan casos contra naturópatas que usando GSRD diagnostican y dan tratamiento médico sin contar con licencia para practicar medicina. Esto no quiere decir que un médico con licencia al usar un GSRD vaya a curar a alguien. Lo que quiere decir es que los GSRD son usados muy a menudo por quienes quieren hallar un remedio facilón y curalotodo para hacerse de dinero. Son como los dizque profesionales de recursos humanos que usan grafología o las tarjetas de colores de Luscher para evaluar habilidades de candidatos a un puesto: hacen a un lado el trabajo duro de los profesionales que sí usan ciencia.

Fuí entonces a Quackwatch, la página que los escépticos que nos enfrentamos a burradas pseudomédicas consultamos, y encontré un artículo del dr Stephen Barret sobre esta clase de dispositivos (he traducido al chilango un fragmento):

Los proponentes, afirman que estos dispositivos miden las variaciones del flujo electromagnético del organismo. De hecho, estos dispositivos son un poco más que estilizados galvanómetros que miden la resistencia eléctrica de la piel del paciente cuando está en contacto con una sonda. El dispositivo emite una pequeñísima corriente directa eléctrica que fluye por un cable hasta un cilindro que el paciente sostiene en una mano. Un segundo cable está conectado del dispositivo a una sonda con la que el operador toca "puntos energéticos" de la otra mano o pies del paciente. Esto completa un circuito de bajo voltaje y el dispositivo registra la corriente. La información es desplegada en una pantalla de computadora proveyendo lecturas numéricas en una escala de 0 a 100. De acuerdo a la teoría de Voll [controlzape: Voll es el acupunturista alemán que inventó esto en los 50s] las lecturas entre 45 y 55 son "balanceadas"; las lecturas arriba de 55 indican "inflamación" de los órganos "asociados" con el "meridiano energético" probado; y las lecturas debajo de 45 indican "degeneración". Sin embargo, si la humedad de la piel del paciente se mantiene constante (como usualmente ocurre) lo único que influencía estas mediciones es qué tan fuerte se apriete la sonda sobre la piel del paciente.
En el caso de los del BioMeridian, después del diagnóstico generan un tratamiento, que es homeopático y que por tanto no necesito desbancar. Mejores que yo ya lo han hecho.

Conclusión: el BioMeridian es un aparato que se usa para diagnosticar y dar tratamiento a dolientes despistados que no distinguen entre medicina basada en ciencia y pseudomedicina de charlatán.

pd. Desireé R. C. Backmann en su correo me preguntaba si estaba yo interesado en el BioMeridian como paciente o como terapeuta. Le respondí que en ninguno. Que las certificaciones de su aparato sólo avalan que uno no se va a electrocutar cuando mida la resistencia eléctrica de la piel y que en ningún caso eso sirve como tratamiento médico. Solicité que me enviara documentación de pruebas clínicas de doble ciego publicadas en algún journal que tenga revisión por pares y que avalen que su aparato sirve para otra cosa que no sea engordar la cartera de los autoproclamados terapeutas que lo usan. Desireé no ha respondido.

martes, enero 08, 2008

domingo, enero 06, 2008

Precios de servicios engañabobos



Caminando por calles coyoacanitas me encontre la lista de precios de la foto. Reflexioné que está incompleta. Falta incluir lo que cuesta una bendición católica de casa o negocio, una auditoria de cienciología, un psicoanálisis y un rediseño de interiores fengshuiloco.

jueves, enero 03, 2008

2 anuncios 2

Jo. Ando pregonando la necesidad de ser claro, breve y conciso a la hora de escribir y soy el último en seguir mis propios consejos.

En la bosta previa decía que ya no voy a ver más tele pero apenas mencioné la razón de mi decisión, que es esta: ya no quiero pasar un minuto más esperando a ver lo poquito que me interesa por tele soplándome los numerosísimos minutos de anuncios salidos de mentes con muy poquita imaginación.

Cuando no es un promo repetido hasta la náusea de lo que van a pasar próximamente, es un anuncio -y por mis escépticos tompiates, cantado-. Ya no más.

La historia detrás de esa decisión es la siguiente.

Estaba yo platicando hace poco con un profesional del marketing y me preguntó si podía hacerme una encuesta para su chamba. Accedí y recibí a continuación un sendo cuestionario. Consistía en ver si me acordaba del producto que anunciaban 200 ads descritos cada uno en un párrafo de 20 palabras.

Respondí y en la siguiente plática mi encuestador me dijo que había contestado correctamente el 96% de sus preguntas. Él lo atribuía a que eran anuncios de "alto impacto" y bla bla bla. Yo le contesté que no se engañara; que los productos del cuestionario estaban en mi cabeza porque a) tengo una memoria extraordinaria y b) esos anuncios los repetían tanto que hace falta ser idiota para no acordarse de tanta pinche tortura visual y auditiva.

Ello me llevó a echar un ojo escéptico a la mierda publicitaria que tengo en la choya. Y después de un rato concluí que en 34 años los únicos dos anuncios que me han gustado son estos.

1. De Johnny Walker






2. De Levis





Al resto, el visto y el por venir, ya no voy a dedicarle un minuto más. Demasiadas horas de tontería para sólo obtener apenas unas pocas gemas.

pd1. Esta sencilla regla uno la puede extender a otros ámbitos y así mandar al carajo cualquier cosa. Desde amistades y blogs hasta libros y películas. Es la excusa no va más para volverse ermitaño y dedicarse a contemplar la acumulación de pelusa umbilical.

pd2. Aclaraciones extra: El anuncio de Levis me gusta por que así me siento cuando termina un día más de mi chamba de computito. Cuando se me quite lo puto y decida retirarme de escribir líneas de código para escribir narrativa así mero voy a salir (lo cual es perfectamente factible; vivo rodeado de puro cubículo que puedo tumbar de un estornudo). El de Johnny Walker a muchos les gusta por "inspiracional". Burradas. A mí me gusta porque me recuerda la ocasión en la que ví a un árbol agarrar camino después de beberme una botella de Johnny Walker.

martes, enero 01, 2008

Propósito telero

Los propósitos de año nuevo me dan tanta risa como las promesas que se suelen hacer a amigos imaginarios.

No obstante también se me hace temerario al grado de la imbecilidad andar por la vida sin una planeación aunque sea mínima.

No digo que haya que agendar hasta el minuto a qué horas del año que comienza se va a cagar, a tener a un chamaco, a salir de viaje, a romper una piñata, a zapear a un magufo, o a emprender un entrenamiento para no llegar como un tullido a la meta en la siguiente carrera de 10k que uno haga.

Lo que digo es que para que uno pase sin tanta miseria por esta vida vale tener aunque sea un esbozo de plan.

Por ejemplo yo tengo un plan para dedicar menos tiempo a ver tele y más a la contemplación del crecimiento de las uñas de mis pies.

Este año, pues, he decidido banear por completo la televisión. Las horas que he dedicado en los últimos meses a mirar repeticiones de Heroes, House y Seinfeld, y los enormes ojos de Laura García en La Dichosa Palabra han disminuido. Pero aún no las he eliminado por completo, por lo que me he propuesto cumplir en 2008 con una cuota de cero televisión. Sé que no me voy a perder de nada pues uno se puede mantener razonablemente informado oyendo radio y navegando por La Cornada, El Choriversal, El Pais y The Guardian. Y para el entretenimiento está youtube y los índices de torrents. Me niego entonces a ver un minuto más de tele (pinches anuncios repetidos hasta la náusea).

Ahora bien, esto exige cierta preparación. Aunque hace tiempo uno haya regalado la tele y arrancado el cable de la pared esas acciones no bastan para convertirse en un cerotele. Hay que tener en cuenta que a quienes se visita van a tener una tele o en la cocina, o en la sala, o en sus dormitorios (conozco a alguien que tiene hasta en el baño), por lo tanto hay que ir preparado.

Para esos casos yo llevo en la bolsa del pantalón una buena cantidad de libros. Para cuando me canse de leer, si veo que mis anfitriones todavía están prendidos como enajenados a su control remoto, recurro a mi selecta pornografía. Seguro que dejaran de ver la tele en el momento en que comience a hacerme una puñeta mientras ellos ven la tele.

- No, por favor, uds sigan viendo su telenovela. Yo puedo solo, gracias – les diría.

También hay que tener en cuenta que en esta sociedad turulata donde la gente pasa buena parte de sus horas libres frente a la tele uno se expone a que en reuniones le echen preguntas como esta.

- ¿Viste ayer [aquí ponga el lector el nombre del refrito chingolmilochocientos de lo que se le ocurra]?

Cuando la conversación discurra por esos derroteros uno puede reconsiderar este dislate de los propósitos de año nuevo y reflexionar que además de mandar a la tele a la chingada haya que conseguirse otros amigos. Ciegos y mudos de preferencia.