jueves, noviembre 18, 2010

De esto se perdieron los que no asistieron al 1er Coloquio Mexicano de Ateismo


¿Por dónde empiezo?

La sede del Coloquio fue en el Fiesta Inn que está frente a la Alameda. El lugar tiene muchas virtudes y un defecto: es una trampa mortal. Para llegar al lobby hay que abordar un elevador. Uno. Para bajar del lobby hay que abordar el mismo elevador. Si el lugar se incendia quién sabe dónde estén las escaleras para alcanzar, ahumado pero vivo, al nivel de la calle (aunque quiero suponer que el problema no es de inexistencia sino de señalización).

Así que los que no asistieron al Primer Coloquio Mexicano de Ateismo se perdieron de arriesgar sus vidas en caso de que un rayo de furia flamígera hubiera caído sobre el hotel, incendíándolo. O de que la cofradía de los guerreros de la vela perpetua hubiera manifestado su desacuerdo al evento convirtiendo en hoguera la sede del coloquio.

Pero como no pasó ninguna de esas cosas, que alguien me comentó que podrían pasar cuando le dije que iba a ir a un coloquio ateo, los que fuimos nos la pasamos a toda madre.

Ahora sí, después de esta torpe introducción sobre protección civil, entremos en materia.

Yo llegué a las 8:30AM en metro. Durante el trayecto iba pensando en calamidades, no como las del inicio de este post sino en unas más terrenales: "miles de asistentes han de haber llegado antes que yo, ya no alcancé lugar y voy a tener que subirme a dos sillas puestas una sobre otra para alcanzar a ver a los conferencistas".

Pero esos temores se desbarataron cuando se abrieron las puertas del lobby y lo encontré vacío. Me acerqué a la recepción a preguntar y ví un letrero que decía "Ateos mexicanos, Salón yanomeacuerdo". Di vuelta a un recodo y ¿a quién me encuentro? A PZ Myers y al fondo una docena de ateos y la mesa de registro.

Reprimí al fanboy que llevo dentro: "mira controlzape, el coloquio va a durar todo el día. Hay tiempo para platicar con calma con él." Me acerqué a la mesa de registro y Tania y Diana me obsequiaron mi cencerro identificatorio y mi kit ateo que consistía en 1 folleto, 1 sticker y un libro de Leopoldo Hernández Lara que yo creo que abriré el próximo año cuando le haya rascado un poco a mi lista de libros por leer.

"Apuesto a que los asistentes a las conferencias de exorcismos reciben items más chidos, quizá hasta instrumentos de tortura." - pensé mientras miraba el fondo de la bolsa del kit.

No me dió la gana reprimir más el fanboyismo y me planté ante PZ Myers que platicaba con otro asistente, Omar. Entre otras cosas hablamos de política y escupimos en los afanes desinformativos de los políticos, en particular de los republicanos del Tea Party. Ariel a quien conocí en un Escepticismo & Chelas y el mismísimo Pereque se unieron a la plática. Al cabo de unos minutos ya había un grupo de fanboys sacándose fotos con PZ Myers.

Los asistentes seguían llegando al lobby y pronto se alcanzó el punto de masa crítica (no es cebollazo a los organizadores) para que ocurriera un fenómeno que he visto a menor escala en las Escepticismo & Chelas y que ha sido descrito en muchas de las reseñas de los asistentes a las ediciones de The Amazing Meeting y que consiste en lo siguiente: gente que no se conoce y que en su vida se ha visto, se vuelve camarada instantáneamente por unas horas debido, además de compartir intereses similares, a la sencilla razón de que no se tiene uno que cuidar de lo que se dice para no herir susceptibilidades supersticioso-magufo-religiosas... o irreligiosas.

A los pronósticos de que el coloquio se convertiría en un intercambio de discusiones bizantinas entre ateos con frases como "no señor mío, yo soy un ateo y ud no lo es" o "yo soy más ateo porque mis papás son ateos y mis abuelos lo eran" o "yo soy más ateo porque me bajó los chones una cuadrilla de legionarios", les pasó lo mismo que a los pronósticos del Brujo Mayor. No se cumplieron.

La camaradería y el intercambio de experiencias racionales e irreligiosas, no era lo único a lo que íbamos. También ibamos a oir conferencias. A continuación va lo que encontré notable de cada una de ellas.

Dan Barker

En sus mocedades, Dan Barker fue un misionero cristiano y compositor de música cristiana para niños. Nos contó que hasta la fecha sigue recibiendo regalías de esas obras y que las dona a organizaciones que apoyan a mujeres que desean interrumpir sus embarazos. La parte que encontré más notable de su conferencia consistió en la descripción de su paulatina transformación de creyente fundamentalista a ateo. Al respecto nos contó que su ateísmo no fue producto de encontrarse con algún ateo durante los años de su ministerio, sino de encontrarse con otros creyentes que, a diferencia de él, no consideraban de manera literal el texto de la Biblia.

El momento culminante de su evolución de creyente a ateo fue, literalmente, de proporciones astronómicas. Le ocurrió una noche mientras contemplaba las estrellas.

Martín Bonfil Olivera

Martín Bonfil Olivera tiene colmillo escribiendo divulgación científica y se nota. Para abordar la pregunta que titulaba su conferencia usó historia de México, recurso que me pareció muy bueno. Como en exhalación pasamos por la Reforma, la Revolución y la Guerra Cristera (nota: pedirle a Martín una imagen del exvoto de cristeros fusilados para mi colección). De Lopez Mateos nos brincamos al Salinismo, brinco que quizá a algún historiador le diera vértigo pero que a mí me pareció pertinente pues la separación iglesia-estado, antes de Salinas no tenía las ambiguedades lamentables que han surgido en los sexenios recientes.

Hubo citas a Marcelino Cereijido que es el científico mexicano del que más obras he leído sobre la debacle del alfabetismo científico en México. En su libro ¿Por qué no tenemos ciencia? Cereijido plantea una idea que Martín explicó muy bien. Consiste en que aquí en México la sociedad en general está muy dispuesta a disfrutar los productos de la ciencia pero no mucho a entenderla, lo que es receta para un combo perdedor de tecnocracia + teocracia + erosión del pensamiento crítico.

Martín también abordó los disparates del creacionismo. Mencionó algunos de los argumentos más conocidos y refutados de los creacionistas. Lo que hallé rifador en esta parte de la conferencia es que para ilustrar el pseudoargumento creacionista de la complejidad irreductible
Martín nos presentara una imagen de los nanoflagelos de una bacteria de Esqueriquia coli, que parecen motor fuera de borda.

Leopoldo Hernández Lara

La conferencia de Leopoldo consistió en un recuento de los usos y costumbres atroces descritos en el Viejo Testamento, lo que siempre proporciona municiones para revirar en las devotas reuniones familiares, bodas, bautizos y XV años. Leopoldo no se quedó ahí nada más, también abordó el Nuevo Testamento, las contradicciones entre evangelios y la manera en la que Pablo de Tarso -ese grandísimo hijo de puta- echó a perder las virtudes que pudo haber tenido el cristianismo.

Estrella Burgos

A Estrella Burgos, la conozco por ser editora de la revista ¿Cómo ves? y porque en una presentación reciente de libros de divulgación de la editorial Terracota tuve oportunidad de oirla en vivo por primera vez. Tiene un discurso claro, accesible y ameno, como el de la revista que edita.

Su conferencia en el coloquio ateo, rifó por todos lados y trataba sobre la participación de las mujeres en el quehacer científico. Sobre todo en las ciencias naturales. Empezó con una pregunta que no mucha gente puede contestar ¿conocen a cinco mujeres científicas? Luego de oir nuestras respuestas y presentarnos a su quinteta (Hypatia, Caroline Herschel, Marie Curie, Rodalind Franklin, Jane Goodall) presentó una todavía más difícil ¿conocen a cinco mujeres científicas MEXICANAS?

Estrella nos presentó información sobre la participación de las mujeres en el ámbito científico mexicano en los últimos años. Aprendimos que hay un incremento de la presencia de mujeres en carreras técnicas y científicas que contrasta notablemente con la ausencia de mujeres en puestos de toma de decisiones en la actividad científica del país. Por ejemplo, de los 29 centros de investigación que tiene regados la UNAM por todo el país, sólo en 8 hay directoras. Otro ejemplo es la misma UNAM que en toda su historia no ha tenido rectoras.

Hay varias razones para eso (¿se acuerdan de lo que decía Sagan sobre la participación de las mujeres en ciencia?).

Arturo Gómez Camacho

Una plática del proceso inquisitorial contra Galileo siempre es instructiva. Aprendí muchas cosas, además de leer la condena y retractación de Galileo, supe que Galileo entre sus logros también la cagotió. Por ejemplo, con su explicación del fenómeno de las mareas. Él atribuía el movimiento de las mareas a la aceleración y desaceleración de la Tierra cada 12 horas por el movimiento de rotación y translación y desestimó la influencia de la Luna en el proceso. Newton vendría después a componer esa plana.

Además conocí a uno de los señores más anuméricos de toda la historia. Un Tomasso Caccini, que el 20 de diciembre de 1614, en el púlpito de Santa Maria Novella en Florencia, en un sermón dirigido a los esfuerzos divulgatorios de Galileo del modelo copernicano, advirtió contra "el arte diabólico de la geometría y contra los matemáticos instigadores de herejías". He decidido considerarlo el antecesor intelectual de todos esos anuméricos que dicen que tienen un método para calcular los resultados del próximo sorteo del Melate.

Stuart Bechman

La conferencia de Stuart Bechman estuvo dedicada a la necesidad del activismo securlar. Para ilustrar su punto mencionó a los Chaplain Corps como uno de las organizaciones religiosas mejor financiadas para exportar religiosos gringos a todo los rincones del planeta. Otros grandes exportadores de religiosos gringos que mencionó Stuart son los de World Vision
organización que ha convertido, como la madre Teresa, la pobreza y la orfandad en negocio y proselitismo religioso.

Stuart mencionó algunos casos en Pakistan donde la blasfemia es considerada crimen que se castiga con la muerte.

- Y cuando uno comete un crimen de blasfemia ¿exactamente quién es la víctima del crimen? Misterio.

Al momento de mencionar la situación en África, Stuart trajo a colación otro combo perdedor para toda sociedad: superstición + corrupción.

Vladimir Avila-Reese

En esta conferencia se dijo una de las frases más ambiciosas que he oído. "Les voy a contar la historia del Universo en 1 minuto." ¿Quihubo?

Vladimir traía una presentación que ha de haber pesado gigas. Gigas. Pero que, desde mi punto de vista, fue la más interesante de todas. A la hora de estar pasando slides, Vladimir como buen astrónomo se apasionaba explicando lo que pasa en el interior de estrellas, nebulosas, galaxias y cúmulos galácticos. Me recordó a Sagan, a Plait y a deGrasse Tyson. Creo que ha de ser cosa de astrónomos explicar las cosas con emoción y me parece muy bien. Después de todo están platicando de El Universo.

Como Vladimir venía recién desempacado de un congreso de cosmología, aclaró en dos patadas lo que sabemos de materia oscura y energía oscura. No es mucho, pero lo que se sabe es asombroso: tomemos una galaxia como la nuestra, girando a centenares de kilómetros por segundo, con de 1 a 4x10 a la 11 estrellas y 100,000 años luz de diámetro. ¿Qué es lo que impide que salga toda esa materia despedida? La gravedad, pero la gravedad de toda esa materia no basta para hacer el truco, ¿dónde está el resto?

La respuesta está alrededor de la galaxia, en una esfera que sólo podemos apreciar por su influencia gravitatoria.

Momento ganador: Cuando Gerardo hizo una seña a Vladimir para decirle que acortara su conferencia, Vladimir dijo "bueno esto me lo voy a saltar" y recibió como respuesta un centenar de voces diciendo ¡no!

Rifó ver a tanta gente dispuesta a examinar los filamentos que mantienen pegado al Universo.

El señor PZ Myers

La primera foto que nos mostró Myers es una famosa. Si uds son seguidores de Pharyngula, quizá recuerden el borlote que hubo en su blog respecto a un post donde proponía desacralizar unas hostias. Esto debido a que en la Universidad de Florida Central, un estudiante invitado a una misa celebrada por un grupo de estudiantes católicos, en lugar de meterse a la boca una hostia que le ofrecieron, dijo "que se la iba a enseñar a un amigo". Los católicos organizadores de la misa se ofendieron al grado de solicitar la expulsión del estudiante. Myers al enterarse criticó la reacción y expresó que desacralizaría algunas hostias. A lo que hubo furibundas protestas tanto de religiosos como de gente que cacareaba que había que llevar la fiesta en paz.

En un post posterior titulado The Great Desecration Myers publicó una foto en las que unas hostias estaban atravezadas por un clavo oxidado. Además de las hostias, el clavo también sostenía unas hojas de The God Delusion y el Corán metidas al fondo de un bote de basura y aderezadas con una cáscara de plátano y café. En la conferencia, como en su blog, Myers dijo que nada debe ser considerado sagrado.

Cosa con la que estoy de acuerdo.

Myers continuó presentando una taxonomía de ateos y explicando de que iba cada una. Eso fue divertido e instructivo. También lo fue reflexionar sobre las cosas para las que nuestros cerebros han evolucionado y que hacen tremendamente bien, y las otras cosas para las que nuestros cerebros son inadecuados por lo que tenemos que usar herramientas, como la ciencia y el pensamiento crítico. Lo más notable de esta conferencia para mí fue que de lo que trata la ciencia no es sobre ofrecer respuestas absolutas sino de hacer las preguntas adecuadas. Y las preguntas adecuadas no son las grandes preguntas, sino las pequeñas. Las que te permiten aproximarte un poco más a lo que es cierto y a desechar lo que no lo es. Por ejemplo "¿cómo sabes esto?" Compárese eso con el afán de varios religiosos que claman que su fe sirve para contestar las preguntas grandotas como "¿qué propósito tiene la existencia?".

Y ya.

Esto no fue una reseña exhaustiva de las conferencias sino una mención de lo que me latió más. Tengo entendido que en el sitio del coloquio próximamente estarán disponibles. Si no es así, edito los audios que tengo y los pongo por aquí.

pd1. No sólo se perdieron de eso. Las sesiones de preguntas y respuestas también fueron muy interesantes. Concluído el coloquio conocí a Papá Escéptico. Adan Lerma de Espejo Escéptico
estuvo tuiteando del evento. Pregunté a Estrella Burgos cómo hacer para colaborar en ¿Cómo ves? Platiqué con Martín Bonfil. Regalé a PZ Myers un libro del señor Jorge Ibargüengoitia con la excusa de que leí un post suyo donde entendí que tenía intenciones de aprender español, y le conté una crónica urbana del rumbo basada en el siguiente hecho: en 1601 la Inquisición enarbolando un Auto de Fe contra su judaismo, achicharró a Mariana de Carvajal, en un sitio que quizá estaba frente al Fiesta Inn. Tema que alguna impresión le ha de haber causado a PZ Myers porque lo mencionó en su blog. Eso, gente, es hacer una inception.

pd2. Gracias a que se le prendió el foco a Rybozime, al otro día tuvimos oportunidad, él, Pereque, la lupe y yo de llevar a desayunar chilaquiles con pollo a PZ Myers. Como no había mucho tiempo para pasearlo pues los organizadores del coloquio pasarían por él a medio día para llevarlo a la Basílica, nos limitamos a recorrer Madero, examinar el gore de la Catedral, caminar de regreso al hotel por Tacuba y el lado poniente de la Alameda y ver el mural de Rivera Sueño en una tarde dominical en la Alameda. En ese recorrido la lupe tomó esta foto en donde nuestro convidado echa un ojo a la librería UNAM del Palacio de Minería.


A los que no asistieron a ver si para la próxima sí se animan a venir.

9 comentarios :

LabJournal dijo...

YO creo que el que no haya mujeres directoras solo es una senial de que son mas inteligentes que los hombres. Cuando eres director se descompensa todo tu grupo de investigación y en lugar de hacer lo que te gusta (ciencia) tienes que acudir a horribles reuniones que no llevan a ningún lado y todos los directores con quienes he hablado lo manejan mas como un sacrificio que como un premio (el único que amaba ser director era el mas malo de todos, ni siquiera lo reeligieron). De cualquier forma yo creo que la disparidad se revertirá poco a poco, no se si a nivel burocrático pero si a nivel de plazas de técnicos e investigadores

maryjuana dijo...

Es claro que el Coloquio fue muy fructifero y que además de eso se ve que la pasaron genial.
Mis felicitaciones a todos los que asistieron y agradezco mil veces a Héctor por darce a la tarea de hacer un excelente post que nos queda de consuelo para los que no estuvimos presentes.
Y de lo único que me puedo sentir orgullosa como atea es que no habrá ningún castigo celestial por no haber asistido a tan importante evento.

Antonio dijo...

Sólo para los registros, el comentario 20 en el post de Myers:

Posted by: Felix | November 15, 2010 2:08 PM
Catholic response:

oh, the Inquisition again, that tired old canard. Did you know that the Inquisition made a few bad decisions, but that they never killed anyone? All the people who were executed were sentenced by worldly authority. Yeah, the people doing the sentencing were Catholic, but they were not commanded to do so (prove it!), so the Church is not responsible for that at all.

La historia de la inquisición es tan vergonzosa que los católicos de hoy tienen que recurrir a ese tipo de negaciones para seguir racionalizando su filiación.

Un abrazo.

Pereque dijo...

Qué fodongo salí en la última foto. (¿Seguro que estaba viendo la librería y no la cola de gente en la expo de instrumentos de tortura?

Creo que debo escribir mi entrada-apéndice YA.

¡Saludos!

KrizalidX1 dijo...

Ujule, se ve que se puso buenisimo, lastima que no hay ni dinero ni chance de lanzarse al distrito...te hubieras tomado unas fotos con Myers pa presumer : D

Outcast_Kyle dijo...

Pues yo si fui aunque veo que me perdí cosas chidas de después del evento igual estoy de acuerdo que el evento estuvo bien chingon y que espero que hagan otros iguales.

Otra cosa chida es que ya le puedo poner voz a las entradas en mi mente jajaja

edgar dijo...

Muy buena reseña: esperemos que para la próxima tenga mas atención por parte de los medios de comunicacion - con que estoy soñando!

Una pregunta ¿y como cuantas mujeres asistieron? ya que e notado que a las mujeres no les interesa mucho esto del ateísmo y el pensamiento critico

controlzape dijo...

No las conté pero si eran bastante menos que hombres (puedes checar en la foto al inicio del post para darte una idea) Pero podemos ver que de 9 conferencistas (incluyendo a los de Masa Crítica) sólo UNA era mujer.

También aquí mero en el blog, de los ocho comentarios que de esta bosta hasta ahora sólo 1 ha sido de una chava.

Alguien comentó que esa situación quizá vaya emparejándose en las siguientes ediciones del coloquio.

Eduardo dijo...

Muy bien hecha la crónica del coloquio. Es lo que fuimos a hacer y escuchar.

Gracias.