viernes, enero 29, 2010

Recomendación para predicadores católicos

Debido a que en fechas recientes muchos jerarcas católicos se han autoproclamado expertos en sexualidad humana, a pesar de haber hecho votos para pasar su vida en castidad, pongo a consideración de sus eclesiásticas mercedes el siguiente video para que tengan en cuenta lo que se requirió para que cada uno de nosotros estuviéramos aquí, incluído su patrón el Papa.

Con uds. El Milagro del Nacimiento.

(Si están en sus chambas procuren usar audífonos.)



Rola: King Missile (gracias a los buenos oficios de @misspennyl)
Subtítulos: Su servilleta.

martes, enero 26, 2010

Mi próximo proyecto de laboratorio

En la av Chapultepec, cerca de donde chambeo, hay un changarro que tiene el siguiente letrero pegado en la puerta.


Yo, que paso con frecuencia por ahí, aún no he visto a algún arcángel con alas de gorrión y faldita realizando milagros. Pero el día que me lo encuentre lo atrapo para hacerle una vivisección.

jueves, enero 21, 2010

El final de todo

El tema de esta semana en Recolectivo sirvió, de carambola, para hacer un esbozo del capítulo The End of Everything del libro Death From de Skies de Phil Plait, que trata sobre el envejecimiento del Universo y lo que quizá venga después.

Click en la imagen para leer.

lunes, enero 18, 2010

Yo, Robot, la película que pudo haber sido

Una de las razones por las que a veces llego a albergar dudas profundas sobre el destino a largo plazo de la humanidad se ilustra con el siguiente diálogo.

- ¿Has leído Yo, Robot? - digo yo.

- No, pero ví la película de Will Smith. Estuvo buena - dice mi interlocutor.

Aquí me pregunto cómo ha hecho mi interlocutor para andar por la vida sin material para la choya que yo considero tan básico. También procuro enterrar en el pozo más profundo de la mansión mental de mi memoria el disparate cinematográfico de la película de Yo, Robot de 2004 y lo sustituyo por la siguiente joya de reciente lectura.



En 1978, Isaac Asimov recibió por correo un guión de Yo, Robot que le enviaba su cuate, Harlan Ellison. Asimov lo empezó a leer con una curiosidad inicial para ver qué es lo había cambiado entre su colección de cuentos y el guión y se quedó leyendo pasada su hora de dormir.

Este guión no lo hizo Harlan Ellison nomás por que sí. Fue un encargo del que mantenía la opción de los derechos de filmación de Yo, Robot y Warner Brothers. Durante un año Ellison trabajó en el guión y cuando lo tuvo listo se lo pasó a Isaac Asimov para ver qué opinaba.

En una carta que le dirige a Harlan Ellison, Asimov escribe:

"Es genial, Harlan. En mi carta del 9 de marzo te pedí que procuraras escribir 'la primera película de ciencia ficción realmente adulta y compleja' y lo lograste. Pusiste tu propio marco alrededor de cuatro de mis historias de robots, dejaste la esencia de esas historias, creaste un armazón que es todo tuyo (con habilidad e imaginación que ni en sueños yo igualaría) y supiste mantener la idea original de Yo, Robot. Y lo más importante, mantuviste a Susan Calvin, mi Susan Calvin y eso es maravilloso."

Las razones por las que ese guión, con tan buenos auspicios, no se produjo son tortuosas. Primero, las estimaciones de producción rondaban los 30 millones de dólares y a los productores les preocupaba un poco si podrían o no recuperar su dinero. Segundo, el guión estuvo listo cuando Star Wars traía babeando a todo mundo y debido a que en Hollywood son reacios a romper moldes que se hayan probado exitosos, los productores le pidieron a Harlan Ellison si podría hacer los robots más "tiernos" como R2D2 o C3PO. Se dice que también le pidieron hacer a Susan Calvin, "joven y bonita como la princesa Leia".

Harlan Ellison los mandó a chingar a su madre y el guión quedó acumulando polvo. Años después Ellison, obtuvo los derechos para publicar su guión y después de consultar a Asimov se publicó en 1987 en tres números en las páginas de Isaac's Asimov Science Fiction Magazine y más tarde, ese texto se puso dentro de las páginas de un libro.

En la introducción al texto que se publicó en la revista Asimov le dice al lector: "Vas a lamentar como yo, que Hollywood no haya hecho la película."

Ya leí el guión y Asimov tiene razón. Hubiera sido una película muy buena.

A continuación una probadita del guión:

Gregory Powell: Increible, Calvin. Estamos sentados sobre nuestros culos en la superficie de Mercurio, a 91 millones de kilómetros de casa, a punto de morir cremados, porque el pedazo de mierda de robot que tú ayudaste a diseñar se está persiguiendo su propia cola... ¿y me pides que modere mi lenguaje?

(Pausa)

Bueno, estoy muerto de miedo, idiota. Quizá puedas quedarte muy fresca viendo como Michael y yo nos achicharramos y luego quizá te vayas caminando a casa, pero estoy asustado, carajo, estoy cagado de susto.

Michael Donovan le da a Powell un zape en su casco que resuena en las paredes de basalto. La histeria de Powell se desvanece mientras respira agitadamente.

Michael Donovan: Él lo lamenta doctora Calvin.

Susan Calvin: Entiendo. Ahora pensemos.
Si leyeron Yo, Robot quizá reconozcan elementos de esta escena. Proviene del cuento Círculo Vicioso cuando Powell y Donovan, el equipo que probaba los nuevos prototipos de robots fuera de la Tierra forman la segunda expedición a Mercurio. Si tienen presente el relato de Asimov quizá también se pregunten ¿qué hace la dra Calvin con Powell y Donovan?

Bueno, en el guión de la película la dra Calvin no nada más es una vieja robopsicóloga recordando los años dorados de la U.S. Robots & Mechanical Men, es la protagonista de las historias y tiene un secreto Fundación-alike qué revelar.

En Robbie, una Susan Calvin de 8 años enfrenta la pérdida de su robot a manos del chantaje emocional de su madrastra, que a su vez es masilla de los fundamentalistas de las Iglesias de Carne que se oponen a que los robots sean usados en la Tierra.

En Círculo Vicioso, Susan Calvin es la que salva los traseros de Donovan y Powell al obligar a Speedy a rescatarla del sol en Mercurio.

En ¡Mentiroso!, como en el libro, a Susan Calvin se le sale... eh bueno... se le sale lo Susan Calvin con un robot que puede leer la mente.

Y en Lenny que no se van a encontrar en Yo, Robot sino en Visiones de Robot, Susan Calvin hace de mamá de un robot cuyo cerebro positrónico salió de la línea de producción en un estado infantil, con lo que se da cuenta que es posible enseñar a los robots tareas distintas para las que fueron diseñados y, en el caso del guión, es la historia que Ellison ocupa para la vuelta de tuerca.

Salen Lanning, Bogert, Powell, Donovan y Stephen Byerley. El hilo conductor del guión, como en el libro, es un periodista que busca en el pasado de Susan Calvin lo que ha convertido al mundo como es (aunque con un papel mucho más activo que el del libro). Un mundo que no nada más se limita a las fronteras de la Tierra sino que es de un ámbito que recuerda al Imperio Galáctico de la Fundación (con algunas variaciones, en la galaxia de Ellison hay aliens y teleportación).

Si ya leyeron Yo, Robot de Asimov, el guión de Ellison les va a encantar.

Si no han leído Yo, Robot de Asimov bajen el PDF y compongan esa situación.

viernes, enero 15, 2010

Histeria, digo historia fundambientalista + 1 invitación

I.

La discusión bizantina, que no va a salvar a ninguna especie en vías de extinción, mantenida en los comentarios de la bosta previa sirvió para escribir mi participación de esta semana en Recolectivo. Usé de cameo a uno de mis personajes favoritos.

Click en la imagen para leer.



II.

Diarios del Fin del Mundo, además de la presentación en Tijuana el viernes 22 de Enero, será presentado el martes 26 de Enero a las 19:30 hrs. en el Café-Bar “Las Hormigas” de la Casa del Poeta sita en Álvaro Obregón 73, colonia Roma. México, DF. (mapa)

Al momento de escribir estás líneas hemos confirmado asistencia 4 diaristas, Rox, Agustin, Pedro y el autor de este blog pitero.

Avisados quedan.

lunes, enero 11, 2010

Recientes adiciones a la escepticoteca


Hoy llegaron más regalos de la lupe para su servilleta. El paquete contiene:

1 DVD con los volúmenes de la revista Skeptical Inquirer. El material va desde aquellos tiempos en que para identificar a cada revista se usaban las estaciones del año en vez de los meses (Otoño/Invierno de 1976), hasta el fin del año que comencé a escribir este blog (Noviembre/Diciembre 2005), o como le gusta decir a uno de los casos más graves de comprensión de lectura que he visto: "tu desmadrito este de criticar las religiones y la pseudociencia".

2 decals.

1 playera.

jueves, enero 07, 2010

Avisos: Chopin, Galileo y una veintena post-bloguera

I

Hace unos días la lupe me dijo:

- Voy a abrir un blog y lo titularé ¡Quítense el sombrero señores. Ese es un genio!

- ¿Para qué vas a abrir un blog sobre tu marido que ya tiene uno, por cierto?

La lupe me lanzó una mirada de conmiseración y explicó:

- El mundo no gira a tu alrededor. Esa frase es la que dijo Schuman sobre Chopin, después de que oyó sus Variaciones. Y así titularé mi blog para festejar el bicentenario de Chopin y divulgar sus rolas

Si les gusta celebrar bicentenarios chingones o la música clásica o el piano o son fans de Chopin ya tienen un rincón de blogósfera donde pasarlo.

Vayan.

II

Hoy hace 400 años Galileo apuntó su telecopio mejorado hacia Júpiter. Vió cuatro puntitos de luz y los registró en un papelito. Estaba viendo a Io, Europa, Ganímedes y Calisto. Cuatrocientos años más tarde se han enviado robots a tomar fotos de cerca.

Eso se llama ciencia.

Hace 400 años la Iglesia Católica estaba ocupada diciéndole a sus feligreses qué pensar y cómo comportarse. Cuatrocientos años más tarde la Iglesia Católica sigue ocupada diciéndole a sus feligreses qué pensar y cómo comportarse.

Eso se llama religión organizada.

Si están vivos y leyendo esto es porque hay una diferencia. Celébrenla encarando la realidad como es.

III

Si el próximo viernes 22 de enero están en Tijuana vayan a las 20:00 hrs al Instituto de Cultura de Baja California a una presentación de Diarios del Fin del Mundo. Van a conocer a 4 de los autores de Recolectivo.


miércoles, enero 06, 2010

Durante una discusión reciente entre achacosos pruebalotodo

- Gente, esos distingos que hacen entre medicina alópata y medicina homeópata están caducos. Se dice medicina basada en ciencia y pseudomedicina basada en superstición. De esa manera también incluyen, además de a esos homeópatas charlatanes, a los acupunturistas, a la reflexólogos, a la magnetoterapeutas, a los médicos cuánticos, a los médicos ortomoleculares y hasta a su chingada madre que todo se los quiere curar con un tecito - dije.

Como revires recibí 17 falacias de regresión, es decir, anécdotas de enfermedades aliviadas después de haber probado alguna magufería médica, y que nadie puede reproducir para curar en masa esas enfermedades.

No extraña que en cada reunión donde se aborda el tema de los achaques uno ve intercambiarse, como moneda corriente, un chinguero de remedios inútiles.

lunes, enero 04, 2010

Yours, Isaac Asimov


Isaac Asimov publicó a lo largo de su vida casi 500 libros. Además de escribir libros, escribió cartas. Muchas. Durante sus más de 50 años años de carrera como escritor recibió 100000 cartas de fans, científicos, aspirantes a escritor, colegas, mamás e hijos preguntando sobre ciencia. Contestó la mayoría. Sin usar gmail.

Stanley Asimov, pocos meses después de la muerte de su hermano mayor, ya retirado, revisó el inmenso volumen de correspondencia (que estaba guardada en un museo), escogió y editó 1000 cartas que le parecieron que reflejaban mejor la personalidad de Isaac y las puso entre las pastas de un libro.

A continuación, algo del contenido [advertencia de nerdgasmo].

De cuando continuó escribiendo Fundación:
23 Octubre, 1982

En 1950 había escrito la última palabra de la trilogía de Fundación, y pensaba que ya la había finiquitado. Había estado trabajando en poca otra cosa en los últimos 8 años y sentía que era hora de dedicarme a ello. Lo que finalmente hice.

Nunca se me ocurrió, sin embargo que las historias fueran a ser puestas en tres libros, ya que habían aparecido originalmente en revistas, y que la trilogía, como ya se sabe, se volviera asombrosamente popular.

A lo largo de los años, las demandas de los lectores por una continuación se incrementaron y con el tiempo se añadieron las de Doubleday [sus editores]. Me hice el sordo, pues a mayor tiempo que pasaba estaba yo más reluctante de retomar la historia. Escribí la trilogía cuando tenía veintitantos, y desde entonces he envejecido. ¿Qué tal si no podía retomar el estilo? No quería desilusionar a mi lectores con una continuación inadecuada. No quería ser el fantasma del Isaac Asimov de la década de los 40s.

En enero de 1981, Doubleday se cansó de esperar. Me presentaron una oferta no negociable. Debía escribir otra novela de Fundación o arriesgarme a hacerlos enojar. Ese fue el palo. La zanahoria amarrada al palo fue el adelanto equivalente a 10 veces la tarifa usual en esos casos.

Habiendo tomado el dinero, aunque sin muchas ganas, estaba condenado a escribir el libro. Releí la trilogía de un tirón para absorber (o reabsorber) el estilo y me puse a trabajar.

Cuando el texto estuvo terminado, en Doubleday se subían por las paredes. Mi editor me confesó que estaba furioso conmigo por no haber escrito ficción tanto tiempo, pues mi excusa "ya no tengo con qué" se había demostrado totalmente falsa.

Tan pronto como fue publicado en Estados Unidos llegó a la lista de bestsellers y los lectores hacian fila para comprar sus ejemplares.

Los límites de la Fundación (ahora el 4to libro de una tetralogía) tuvo cuatro tirajes, antes de la publicación y un quinto, dos semanas después. Yo miraba todo esto en un estado mental muy atontado. Era el libro número 262 que escribía. Y el primero en convertirse en bestseller. No estaba seguro qué debía hacer al respecto.

Cuando salió Los límites de la Fundación, Stephen King le escribió a Asimov:

9 Septiembre, 1982

Buena suerte con Los límites de la Fundación. No es que la necesites. Tú, perro.

Isaac respondió:


14 Septiembre, 1982

Los límites de la Fundación parecen prometer, pero procuro no dejar que mis esperanzas apunten demasiado alto. Después de todo, yo obtengo un bestseller tan a menudo como tú no obtienes uno.

De ciencia ficción:

11 Febrero, 1975

Desde mi punto de vista, la única ciencia ficción válida y la ciencia ficción que trato de escribir depende de ciencia legítima racionalmente extrapolada. Si algo está mal, distorsionado e ilógico no se puede clasificar como ciencia ficción, tanto como el ruido no puede ser clasificado como música o un trapo de pintor como una pintura.

De exploración espacial:
6 Enero, 1966

Acabo de escribir un artículo en el que resumo mi tesis de que es importante establecer una colonia en la Luna. Pues de ahí aprenderemos cómo construirlas, cómo manejar su economía y se puede partir a una mayor exploración espacial. La perorata "¿porqué gastamos miles de millones en poner a un hombre en la Luna?" se responde así: "Si no lo hacemos podemos perder la Tierra. Si lo hacemos, podemos ganar el Universo, No puedes pedir mejores chances de ganar".

De Star Trek, de la cual era fan:

5 Julio, 1990.

Me considero buen amigo de Gene Rodenberry y siempre he seguido con interés Star Trek por un cuarto de siglo (aunque de ninguna manera llego a los extremos de fanatismo de mi devota esposa).

Star Trek ha durado tanto porque fue la primera y continua pieza televisiva de ciencia ficción que era verdaderamente ciencia ficción. Dependía más de la inteligencia que de efectos especiales. A la gente le atrae la inteligencia. Incluso si no les gusta admitirlo.

Sobre magufería:

21 Mayo, 1975

¿Qué tanto puede uno confiar en la astrología?
Tanto como se puede confiar en tocar madera o en pedir un deseo a una estrella.

No hay evidencia de que las posiciones de estrellas y planetas tengan alguna influencia en tus decisiones financieras, la naturaleza de tu pareja o tus emociones.

Si la astrología funcionara, entonces 10 astrólogos distintos, dadas una fecha y lugar de nacimiento, trabajando independientemente deberían llegar a los mismos resultados. O, dada la información pertinente de una persona, deberían llegar a la misma fecha y lugar de nacimiento. Hay muchos experimentos que se pueden hacer al respecto.

Por cada persona cuerda en la Tierra hay miles firmes creyentes en la astrología - y en tocar madera y pedir deseos a estrellas- y en cada charlatanería que la enferma imaginación de la humanidad haya inventado.

13 Enero, 1987

Me satisface pensar que si lo que hay después de la vida es como yo lo pienso, ninguno de esos creacionistas irá al cielo porque no hay uno. Por otro lado, si lo que hay después de la vida es como ellos piensan, entonces se irán al infierno por mentirosos e hipócritas.

De cuando supo que ya se iba a morir:

27 Septiembre, 1990

A medida que me acerco al final de mi larga vida, he hecho las paces respecto a las necesarias despedidas de mis amadas esposa e hija. Siempre he sabido que esto es inevitable y estoy listo. Sin embargo, no he conseguido hacerme a la idea de que debo de parar de escribir. ¿Porqué algo tan insignificante como morirse debe poner fin a mi escritura? Si estoy dispuesto a ceder en todo ¿porqué no puedo continuar escribiendo? No se me hace que sea mucho pedir.

El libro contiene correspondencia con Sagan, Clarke, Campbell, Pohl, Del Rey, Silverberg, Gene Rodenberry, Leonard Nimoy. Linus Pauling le escribía a Asimov a veces para indicarle algún error.

En sus cartas escribe sobre sus libros de no ficción. En ellas Asimov insiste que tan importante como hacer ciencia era divulgarla y ponerla al alcance de todo mundo. Y lo demostraba en muchas de las cartas que respondía. En una de ellas, le explica a una mamá que escribe en nombre de su hijo de 6 años sobre la nomenclatura de números como el gogol.

Si son fans de Isaac Asimov y de sus libros, Yours, Isaac Asimov es uno que recomiendo mucho que lean.

Gracias, lupe. Este regalo del Día de Newton rifa.

viernes, enero 01, 2010

Antonio Vazquez Alba aka El Brujo Mayor ya no sirve ni para pitorrearse de él

Las capacidades adivinatorias de Antonio Vázquez Alba han caído en desgracia.

Hace pocos años una actividad que uno como escéptico agendaba durante estas fechas de inicio de año, consistía en reunirse con la abuela escéptica, el abuelo escéptico, los tíos escépticos, los papás escépticos y la mascota escéptica, encender la computadora, visitar la página del brujo mayor y leer, entre carcajadas, lo que proclamaba que iba a ocurrir durante los siguientes 12 meses.

- Fidel Castro se va a morir - leía uno.

- Bueno. Algún año le tiene que atinar ¿no? - decía otro.

- Juar, juar - decíamos todos antes de leer la siguiente afirmación adivinatoria.

- Va a temblar en el D.F. - continuaba uno la lectura.

- ¿Que no tiembla casi todos los días?

- Juar, juar

Esas reuniones se terminaron.

Este año, si uno visita la página del Brujo Mayor, se va a encontrar un pdf titulado republica_2010.pdf, entre otros. A continuación, las "predicciones" correspondientes para el Distrito Federal que es donde vivo:
Caos en todos los órdenes, social con grandes manifestaciones, por diferentes grupos. El trafico totalmente loco, por la gran cantidad de vehículos y la falta de ingeniería de transito. Seguiremos viendo constantes homicidios. Padeceremos los plantones de AMLO en todo su esplendor, aunque sin acarreados, será menos. Cambio de partido del Peje. Afecta las relaciones con Hebrard y veremos menos reuniones de reclamo. La inversión en obras de infraestructura va en aumento, solo que la falta de planeación ocasiona graves conflictos. Tendrán más problemas de bloqueos de zonas céntricas, con grupos de inconformes, todo el año tendrán problemas por los paros y reclamos de los pertenecientes a la compañía desaparecida luz y fuerza. Aunque se hacen obras importantes en la vialidad, esta sigue en caída. El jefe de gobierno, haciendo su campaña para el 2012. La preparación para el Bicentenario Espectacular.
Lo leo y lo releo y yo no veo que esto sean predicciones como dice el Brujo Mayor. Yo lo que veo es un informe del estado actual de las cosas.

Lo que me lleva a la siguiente conclusión: Antonio Vazquez Alba es el que redacta los informes presidenciales de Felipe Calderón.

pd. ¿Quién será ese Hebrard?