viernes, octubre 28, 2011

Urbanidad para escépticos cascarrabias 101 (I)

Leccíón

Tratando con fans de la astrología.

Escenario

Suponga el lector que un buen día sale de su ostracismo, asiste a una reunión social y descubre que hay, entre toda la caterva de horripilantes, una persona cuyos atributos hacen que se aventuren las siguientes hipótesis: "¿se verá mejor desnuda que vestida? ¿arriba o abajo de mí?"

Ahora, continúe suponiendo avezado lector, que esa otra persona que ha despertado en ud esas perentorias inquietudes científicas, se acerca con la prometedora posibilidad de que haya disposición mutua a elaborar pruebas exhaustivas que arrojen luz a sus hipótesis iniciales.

La suposición culmina así, durante el escarceo la otra persona dice:

- Soy Tauro ¿y tú?

Lección de urbanidad escéptica "hazte a un lado ñoño Carreño"

¿Qué debe responder un escéptico bien amaestrado educado ante una pregunta así?

Pues esto.

- Yo soy de los que ha leído a Isaac Newton y por eso sé que mi gran pitote, en estos momentos, ejerce una mayor influencia gravitatoria en tí que cualquier otra influencia que le atribuyas al paso de planetas lejanos frente a constelaciones arbitrarias.

Aclarado eso, uno procede a meter el mencionado gran pitote en la boca de la otra persona para evitar que siga diciendo idioteces.

Nota de igualdad de género.


Si ud, avezado lector, resulta que es avezada lectora donde dice pitote sustituya por tetas y tan tan.

pd. Queda como ejercicio calcular la atracción gravitatoria entre dos personas a punto de tener sexo y compararla con la que ejerce Plutón sobre algún astrólogo mitigando su foreveralonismo con una puñeta.

No hay comentarios. :